Qué hacer si ganas mucho dinero en la lotería

Facebook
Twitter
LinkedIn

Siempre es bueno ganar la lotería, incluso si solo ganaste varios euros. Cuando se trata de pequeños premios, la elección es fácil. Los reinvertirás en la próxima apuesta o comprarás un regalo para ti. Pero, ¿qué debes hacer cuando ganas un premio mayor de lotería?

Suponemos que estás extasiado por la enorme recompensa, y eso está perfectamente bien. Tienes derecho a estar emocionado, pero una vez que todo se asienta, es importante hacer lo correcto. Eso te asegurará que en los próximos años en lugar de tener miedo de poder declararte en bancarrota.

Aquí hay una guía experta sobre qué hacer si ganas mucho dinero en la lotería. ¡Estos son los pasos que debes seguir desde el momento en que descubres que es el ganador del premio mayor!

¿Qué sucede cuando ganas la lotería?

El proceso empieza cuando conoces que has sido premiado o algún administrador de lotería se pone en contacto contigo para comunicártelo. Después, deberás dirigirte a la oficina principal de loterías para reclamar el premio. Una vez que lo verifiquen, en el plazo de un mes recibirás el dinero en tu cuenta bancaria.

Generalmente, una vez recibido el premio ganado de la lotería, los ganadores han asegurado que:

  • El 69% de los ganadores de la lotería aceptan seguir trabajando.
  • Solo el 36% de los ganadores del premio mayor de lotería se quedan en la misma casa.
  • El 76% de los jugadores afortunados que ganaron el premio mayor confirman que son más felices de lo que solían ser.
  • El 90% de los ganadores están de acuerdo en que perdieron al menos algunos amigos.
  • Además, uno de cada tres ganadores comienza a ganar peso y a lidiar con kilos de más.
  • La mayoría se compran una casa nueva.
  • Solo el 10% compra autos nuevos.
  • Sin embargo, el 83% gasta una parte del dinero en sus seres queridos y familiares.

Qué hacer antes de reclamar tu premio

Es importante que estés al día en los resultados de los sorteos, para no pasarte de fecha límite para poder reclamar el premio y quedarte sin él. Eso sería lo peor que podría pasar.

Una vez que eres conocer de que te ha tocado el premio, debes:

1. Encontrar tu boleto y mantenerlo seguro

Es importante que, desde que compras un boleto de lotería, lo tengas bien guardado, como una caja fuerte o un sitio especial, aun sin saber si está premiado o no. Muchos boletos se pierden en bolsillos o carteras al sacar o meter dinero. Algunos incluso acabaron en la lavadora. Debes cuidar tu boleto.

2. No se lo cuentes a nadie

De momento, si es una cifra muy grande, no se lo cuentes a nadie. Cuanto menos gente lo sepa, mejor. Puede confiar en tu pareja o tus padres o mejores amigos, pero has de ser muy reservado, ya que puede expandirse la noticia aun sin mala intención, y poder ser foco de envidias y hasta de robos o estafas de otra gente.

3. No hagas cambios repentinos en tu vida inmediatamente

No levantes sospechas. No aparezcas de la nada con un coche lujoso, joyas o cualquier acto que llame mucho la atención de que, de repente, tienes mucho dinero en tu poder.

4. Permanece en el anonimato

Si la cantidad de premio es elevada, cuanto menos sepa de ti la gente, mucho mejor. Desconfía de amigos repentinos o gente que te saluda cuando nunca lo ha hecho. Si puedes esconderte en casa o hacer un viaje largo, mejor.

5. Reúne un equipo de profesionales economistas y gestores

  1. Un abogado: probablemente comprarás vehículos, propiedades y otros artículos cuando te conviertas en propietario de un premio mayor. Un abogado puede ayudarte a revisar los documentos y asegurarse de que todo sea legal.
  2. Un especialista en impuestos: el cual se encargará de que todas tus obligaciones fiscales se cumplan y evitar multas.
  3. Consultor financiero: estos asesores pueden ayudar a identificar las oportunidades de inversión adecuadas. No se trata solo de administrar tu patrimonio, sino de buscar oportunidades para aumentarlo.

Qué hacer después de reclamar tu premio

Una vez que hayas acudido a la oficina central de loterías, debes saber que tardarás aproximadamente un mes en recibir el premio en tu cuenta bancaria, tal y como indican los profesionales en sorteos La Diosa de la Fortuna. Después, con el dinero ya recibido, aconsejan que:

1. Organiza una reunión con tus consultores

Reúnete con tu abogado, experto en impuestos y consultor financiero, para exponer tus deseos y oír sus sugerencias expertas. Elabora un listado de preferencias y evaluar los pros y contras de cada uno. Añade sus consejos e ideas.

2. Siempre comienza pagando tus deudas

“Limpia” tus deudas, y quédate en números positivos. Quítate de encima la hipoteca, préstamos o dinero a deber a particulares. Sinceramente, quedarte sin deudas es lo mejor y podrás dormir con toda tranquilidad.

3. Reserva un fondo para situaciones impredecibles

Nunca te gastes todo el dinero que has ganado. Debes apartar y ahorrar una parte para poder hacer frente a situaciones repentinas o impredecibles, así como épocas de “vacas flacas”. Al tener un colchón, podrás hacer frente ante cualquier problema.

4. Establecer una cuenta de fondos para la jubilación y la universidad

Guarda una parte del dinero para garantizar el futuro. Ya sea un fondo de jubilación o para ingresar en la universidad. Tener esa parte garantizada, permitirá una inversión rentable de cara al futuro productiva y que después se agradecerá.

5. Invierte, pero con cuidado

Si te sobra todavía dinero, podrás invertir en algún negocio, pero debes hacerlo con cuidado y bajo el consejo de los expertos. Evita invertir a lo loco en monedas digitales, varios negocios, etc., que igual puede salir bien, o igual no y llevarte a la bancarrota.

Si nunca has sido empresario o inversor, debes dejarte asesorar por los expertos antes, e incluso que te lleven los negocios ellos.

6. Puedes dar a quienes lo necesitan

Ya sean familiares o amigos cercanos, como a tu comunidad. Establece a las personas o grupos donde quieres hacer la donación, y qué cantidad de dinero vas a darles. Haz una lista de prioridad por relación o por necesidad de esa persona o grupo. La mayoría de premiados, han repartido su premio entre los padres, hijos, nietos, pareja y familia más cercana, y luego aportar menos cantidad a familiares lejanos o amigos.

Estudia bien la aportación antes de dar, no regales a lo loco y menos a gente que no es 100% de fiar. Podría girarse en tu contra.

7. No gastes todo tu dinero y menos de forma muy rápida

Muchos premiados, por desgracia, no han sabido tener control y se han puesto a gastar su premio a lo loco, quedándose sin nada en menos de un año.

Es vital tener el bolsillo cerrado y saber controlar los impulsos de compras y gastos. Si eres muy impulsivo, es aconsejable contratar a un administrador de finanzas que tenga potestad para evitar gastos excesivos, poniendo topes de gastos, retiradas de dinero o pasar la tarjeta. Hará la labor de tu tutor financiero, pudiendo llamarte la atención o bloquear ciertas actividades sin la cuenta bancaria cae de forma estrepitosa.

Conclusiones finales – Trata de mantener una mente y un cuerpo sanos

Ganar la lotería es una gran cosa, y los grandes premios sin duda cambiarán tu vida. Depende de ti asegurarte de que ajusten tu vida para mejor. Los expertos aconsejan hacer todo lo posible para mantener una mente y un cuerpo sanos. Puedes considerar ejercicios y otras actividades físicas, pero también evitar fumar, beber y otros vicios.

Hay mucho tiempo para decidir cómo gastarás tu dinero. Es por eso que es crucial mostrar paciencia y llegar a la estrategia correcta. No ser impulsivo y gastar como si sólo tuvieras una semana para gastarte todo el dinero.

Debes ser o convertirte en una persona más calculadora y reservada. Existen personas ajenas (a veces muy cercanas), que la envidia las envenena, y podrían hacer cualquier cosa para sacar beneficio de tu dinero e incluso, hasta robarte o secuestrar a un familiar. Si no tienes maldad y eres muy generosa, trata de controlar el gasto desmedido y calcular y analizar bien antes en qué lo vas a gastar o invertir. Trata de ser discreto, aislarte y vivir a tu manera, pasando desapercibido y procurando que la gente no se entere de que eres un nuevo rico. Para ello, o no comentas nada y tus gastos son muy desapercibidos, o cambias de dirección, e incluso de país. Mucha gente rica vive en la discrecional de una granja rural o han tomado una nueva vida en otro país. o provincia, donde la gente no le conoce de antes.

Las demás personas podrás darte consejos, pero es mucho mejor que escuches los consejos de los abogados profesionales, asesores financieros y otros especialistas. Además, podrían ayudarte a diseñar el plan adecuado para administrar tu nueva riqueza.

Facebook
Twitter
LinkedIn